Formación

La mejora continua es cosa de todos, independientemente del puesto o el departamento de la empresa en el que se trabaje.

Las empresas comprometidas con la mejora desarrollan fórmulas que facilitan el arraigo entre el personal de una mentalidad de trabajo basada en la eliminación de los desperdicios.

Todos los días surgen oportunidades de mejora en cualquier entorno de trabajo (puesto, línea, área, etc.) si se saben analizar correctamente los desperdicios de los procesos. El grado de preparación e implicación de la plantilla influirá, entre otros factores, en la sostenibilidad de las mejoras.

Os proponemos aquí una sencilla herramienta que sirve para educar y recordar a la plantilla los principios Lean que rigen el modelo de producción de una organización.

El Muro Lean

El Muro Lean es un soporte visual y visible para todo el personal en el que se recogen los estándares de trabajo de una empresa.

Consta de diversos carteles, normalmente de gran tamaño, que se exponen en las áreas comunes para que todo el personal, así como las visitas, tengan presente la filosofía de trabajo que impera en la planta.

¿Cuándo conviene implementar el Muro Lean?

Este es un recurso muy sencillo y asequible que puede usar cualquier tipo de organización que se haya iniciado en la mejora continua o aquella que quiera progresar por esa senda y necesite:

  • Complementar las labores de formación del personal
  • Profundizar en la eliminación sistemática de los desperdicios
  • Reforzar el cumplimiento de los estándares

¿Qué incluye el Muro Lean de ACMP?

El Muro Lean de ACMP consta de ocho carteles en tamaño A1 listos para imprimir que exponen:

    1. Diez principios de la Mejora Continua
    2. Enemigos de la mejora
    3. Mejora continua: qué es, los despilfarros y el valor añadido
    4. Cómo aplicamos la mejora continua
    5. GIC. La Gestión a Intervalo Corto
    6. Talleres Kaizen
    7. Herramientas de mejora: SMED
    8. Herramientas de mejora: 5S